Noticias Portada 

Tienes que conocer a Carmela, es real con cabeza de ficción

La diseñadora de moda Carmela Hontou, era conocida en el mundo de la moda pero de alto nivel, no en el común de los uruguayos. Y ahora es famosa en todos los rincones del país y en el exterior por trasmitir el coronavirus y utilizar pieles naturales para sus diseños. Doble condena. Está desconsolada y no encuentra quien la abrace en su llanto.

Carmela’ como todos la nombran ahora, está crucificada por la falta de recaudos y contagiar de coronavirus en un casamiento al que asistió en Carrasco, y al destaparse que para sus diseños utiliza pieles de animales como la chinchilla y corderos bebés, cuando en el mundo de la moda, está condenado éticamente utilizar pieles naturales (en algunos países directamente prohibido). Para un abrigo de chinchilla se utilizan decenas de estos pequeños roedores. También usa visones y corderos bebés.

Chinchillas que usa Carmela

Ha sido denunciada por años por utilizar animales para sus prendas, pero ella estaba en lo alto de la moda, aclamada en el exterior y ahora aterrizó de la peor manera. La destratan, le dan la espalda, por haber viajado a Europa – volvió a Uruguay el 6 de marzo después de estar en Madrid y no haber podido ingresar a Milán por la gran cantidad de infectados—.un tema que todos conocemos-, venir con coronavirus, y sin análisis, asistir al casamiento del hijo de Lea Filipelli, un médico de 29 años que se casó con una psicopedagoga de 26. La propia Carmela dijo que no podía faltar a la boda porque el muchacho era como casi “como un hijo”. Y los más de 500 invitados, muchos de Carrasco, entraron en pánico, no bien se supo que Carmela que se lució en el casamiento era portadora del virus.




De seguro que Carmela, con sus 57 años de edad, tendrá un largo período para reponer su imagen de ventas de prendas de pieles naturales y por haber sido una de las transmisoras del coronavirus en Uruguay.

Si usted no conocía a Carmela, le quedará en el recuerdo esta mujer con el viral comentario “¿Vive en un tupper?”, al regresar al país y no hacer la cuarentena e irse a una gran fiesta de la alta sociedad.

Cuando posó en esta foto para una revista, era la diosa de la moda para unos pocos y aclamada en el exterior

Related posts

error: Upsss no se puede copiar!!